historias de fémina...

TODAS MIS PALABRAS SON AZORES SALVAJES

«Yoya» abre el 2021 con una oda al amor…

MasticadoresRomantica&Eros Editora: Paula Castillo Monreal

«Amigas, amigos, el 1 de febrero mis azores sobrevolarán el mundo. Estoy muy emocionada. Ojalá os lleguen al corazón.» Así se expresó desde su cuenta de Instagram «Yoya», como le decimos cariñosamente, a inicios de enero.

Gloria Fortúnes la palabra encendida, escribe desde las entrañas y se le da exquisitamente. Sus poemas nacen desde una perspectiva de género ilimitada, surcando los caminos de la emoción explícita, explorando un universo metafórico simple con una carga lasciva que recorre de arriba abajo el cuerpo del deseo. Como les habíamos anunciado hace unos meses, esta pasada semana ha nacido su primera antología poética en solitario,Todas mis palabras son azores salvajes

Archivo personal gloriafortun

Editada por: Editorial Dosbigoteseditorialdosbigotes «Todas mis palabras son azores salvajes representa el afán que se tiene cuando se trata de construir un lenguaje propio aprovechando que se ha fundado una patria. Un lenguaje que cante —y…

Ver la entrada original 285 palabras más

historias de fémina...

Gloria Fortún y su ‘escritura peligrosa’.

«Leo y escribo dese niña; he intentado hacer otras cosas, pero lo único que se me da bien es esto, creo que al final es para lo único que valgo». Gloria Fortún.

MasticadoresRomantica&Eros Editora: Paula Castillo Monreal

Gloria Fortún es la palabra encendida, escribe desde las entrañas y se le da exquisitamente. Sus poemas nacen desde una perspectiva de género ilimitada, surcando los caminos de la emoción explícita, explorando un universo metafórico simple, con una carga lasciva que recorre de arriba abajo el cuerpo del deseo. En el primer trimestre de 2021 si todo sale bien, verá la luz su primera antología poética que habla del deseo entre mujeres: ‘Todas mis palabras son azores salvajes’

Fotografía archivo personal Gloria Fortún.

Me habla mi Alma
Una concha pulverizada por el mar se convierte en arena.

Tú pisas esa arena mientras lo haces todo bien y yo te deseo, deseo húmedo que se evapora, llueve y se transforma en mar que pulveriza conchas.

Tú pisas mi deseo mientras lo haces todo bien.

Hay tanto que no sé.

“Leo y escribo dese niña; he intentado hacer otras cosas, pero…

Ver la entrada original 1.079 palabras más