historias de fémina...

Camino de espinas

Mi casa es este cielo hostíl.
Esta mentira de mundo
en el que arden las laderas de la inconsciencia sin descanso.
Mientras tanto
el corazón vuela por lo alto desperdigando amor.
“Insensato”
Profundo…
Vagabundos y leprosos vestidos de traje a las puertas de iglesias que capitalizan el dolor de sus almas en pena.
Prostitutas muriendo de hambre
poniendo a prueba su immensa fe.
Rogando al mismísimo Dios para poder venderse al centavo que a todos condena.
Este zumo de egoismo que se bebe gratis y a todas horas es muy dulce.
Derecha hiriente
izquierda insuficiente.
¿Hasta cuándo serán estas penas?
Tejados hechos con cascaritas de huevo.
Mi casa es la dicotomia entre tu realidad y la mía.
Mi casa eres tú
aunque a veces nos lluevan piedras.
Mi casa es la necesidad
el dolor
y la purga que me empuja a seguir cantando.
Mi casa es un gospel mudo
un abrazo sin piel
un orgasmo de aire
miel envasada al vinagre.
nuestra casa…
Es un rellano de púas e infeccioso orgullo.
Esta casa está llena de ratas blancas.
Mi madre dice que son más listas…
Pero…
En esta
como en las otras…
nada ni nadie es para siempre.
Se muere…
Tarde o temprano se muere.
Por eso pregunto:
¿Qué harás con la cosecha de este mundo ?
¿Te la vas a llevar cuando te mueras?
📷 @ig_fama

#plentylove💜🖤❤️
#quinnymartínezhernández
#erosenguardiapoet
#erotismopoético
#poesía
#eros
#prosapoética

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s